Hombrecito

poesia

ESCAPADAS GLORIOSAS DEL TRABAJO

Escrito por hombrecito 29-06-2011 en General. Comentarios (0)

 

 

                                  

       Llanto de niño.

                                   Yo tampoco quiero ir

                                    a la oficina.

 

                                               Susana Benet

 

“Esa sombra, mi imagen, que va de un lado a otro para buscarse el sustento…”

                                             Walt Whitman

 

 

 

                                   I

 

 

 

 

            Esta mañana

            de camino al trabajo

            mi sombra se adelanta,

            ficha, sube los escalones,

            abre la puerta

            del despacho, pulsa el play…

 

            Entretanto, yo voy hacia los campos

            a donde el sol calienta, nutre, cura,

            las montañas lejanas azulean,

            aroma el pruno

            y trina el verderón…

 

            Silenciosamente me voy…

   reconstruyendo.

 

            Cuando vuelvo al despacho

            mi sombra

            ya sacó los primeros expedientes.

 

 

 

 

                                   II

 

            Los molinos de viento en la llanura,

            la danza de sus aspas, esta brisa…

            Descabalgo un instante de la prisa

            y miro al horizonte, visión pura…

 

            He escapado un momento de la hartura

            de un trabajo robótico, qué risa

            este absurdo tropel que a todos pisa

            y a tantos enajena, qué locura.

 

            Cómo anhelo el descanso, la sonrisa,

            el ritmo natural, el tiempo inmune,

            una existencia anónima y veraz.

 

            Que sea mi tarea y mi solaz

            encontrar por debajo de la prisa

            este aliento cordial que a todos une.

 

 

       

                                  

PIENSO MESA Y DIGO SILLA

Escrito por hombrecito 29-06-2011 en General. Comentarios (0)

 

 

Pienso mesa y digo silla,
Compro pan y me lo dejo,
Lo que aprendo se me olvida,
Lo que pasa es que te quiero.

La trilla lo dice todo;
Y el mendigo en el alero,
El pez vuela por la sala
El toro sopla en el ruedo.

Entre Santander y Asturias
Pasa un río, pasa un ciervo,
Pasa un rebaño de santas,
Pasa un peso.

Entre mi sangre y el llanto
Hay un puente muy pequeño,
Y por él no pasa nada,
Lo que pasa es que te quiero.

 

Gloria Fuertes